Miga.
100 x 80 cm
Oleo / lienzo 3D. 2013.
-----
Miga.
39.4 x 31.5 in
Oil / 3D canvas. 2013.
.

Estar a su lado es estar en un remanso de paz. La esencia de su alma es de aspecto grande y robusto, pero tremendamente frágil. En presencia de Miga, sin necesidad de que hable, ni de que te toque… simplemente por su manera de estar, de sonreir y de mirar, te sientes como abrazado.

Es un árbol muy grande y robusto, con un grueso tronco, fuertemente anclado en la tierra, pero con muy poco follaje en el suelo, por la profundidad de sus raíces y por su humildad: no necesita demostrar nada a nadie.

La frondosidad del árbol muestra innumerables y diminutas hojas y pequeñas ramas. El tronco es grande, pero las ramas son frágiles, representando la fragilidad de un alma, que, aunque tiene ese aspecto robusto, en el fondo, le haces daño con cualquier cosa sin darte cuenta. A pesar de ello, Miga mueve sus pequeñas ramas, llegando rápidamente a ti (por eso el tronco corto) como un susurro de paz y bondad al que puedes acudir, en busca de ayuda, en cualquier momento.

Desde abajo hasta arriba, es una alma llena de paz y bondadosa, cualidad muy difícil de encontrar en las personas. Tremendamente vulnerable y frágil, quiere que todos a su alrededor estén bien. Tranquila y serena, simplemente se sienta allí y es como un remanso de paz. El contorno difuso del árbol es su conexión con el amor incondicional de Dios y de los ángeles. Es lo que lo conecta a todas las almas a las que protege: a todas las personas que él cuida, que son muchas.